La Alcaldía de Medellín destinará recursos económicos y humanos para apoyar las labores de búsqueda de personas dadas por desaparecidas en La Escombrera

Después de un trabajo de articulación y planeación de varios meses, la Alcaldía de Medellín, la Unidad de Búsqueda de Personas Dadas por Desaparecidas y la Jurisdicción Especial para la Paz iniciarán la búsqueda técnica y forense de las personas dadas por desaparecidas en el terreno de La Escombrera, en la comuna 13-San Javier. 

Esta intervención, que irá hasta el 25 de noviembre, es una de las principales exigencias de verdad y reparación de las víctimas del conflicto armado de la capital antioqueña, en la cual la Administración Distrital garantizará la operación logística de la etapa de intervención inicial de la fase 5, que consiste en suplir necesidades en talento humano, personal, equipos, maquinaria para remoción de tierra y logística para el componente restaurativo y el trabajo psicosocial.  

“Esta es una de las noticias más importantes para las víctimas de la Operación Orión en la comuna 13 de Medellín y es que esta misma semana se reanudará la búsqueda de sus seres queridos en La Escombrera. Como Alcaldía de Medellín hemos asumido la voluntad ética, política y humana de lo que implica garantizar esta búsqueda, tenemos un compromiso con las víctimas y es ayudarles a desenterrar la verdad”, dijo el secretario de la No-Violencia, Luis Eduardo Giraldo.

En esta fase inicial, las excavaciones se adelantarán en puntos establecidos por los técnicos de la Unidad de Búsqueda, a partir de la información recolectada en los cuatro momentos anteriores del Plan de Intervención, realizados por esta entidad y la Jurisdicción Especial para la Paz.

Finalizado este ciclo se deberá desarrollar un estudio geotécnico y, con la información resultante, las entidades del Sistema Integral para la Paz validarán o ajustarán la propuesta de intervención técnico forense. La Administración Distrital, desde la Secretaría de la No-Violencia en el marco de sus funciones y competencias, ha cumplido con el mandato de la JEP de preservar el cerramiento y monitoreo de los polígonos de interés protegidos para el proceso y de articularse con el Sistema para la Paz desde 2021.  

De igual manera, la Secretaría ha coordinado las mesas técnicas con la Unidad de Búsqueda, la JEP y las organizaciones peticionarias para evitar cualquier acción con daño, cumplir con los mandatos establecidos en los autos de la JEP y garantizar los derechos de las víctimas.

Por otro lado, la Secretaría de la No-Violencia ha fortalecido el acompañamiento psicosocial y la recuperación emocional de las mujeres buscadoras con las que se realizaron acciones encaminadas a aportar la atención integral y la preparación de las mujeres de cara al proceso de intervención técnico-forense.

“Este logro de volver a abrir La Escombrera es recuperar la esperanza que teníamos perdida. Esta búsqueda de los desaparecidos tiene que ser efectiva y esto es un homenaje a las madres que se fueron sin saber dónde estaban sus hijos. Por eso, exigimos que la búsqueda no pare”, dijo Margarita Restrepo, integrante de Madres Caminando por la Verdad, quien tiene a su hija desaparecida en el marco de la Operación Orión y de la cual se presume estaría en La Escombrera.

La Unidad para las Víctimas estima que en Medellín hay 3.348 personas dadas por desaparecidas (entre 1958 y 2015). Durante este rango de tiempo se identifica que el mayor número de registros está entre el rango de 1997 a 2011.

“Que hagan la reapertura en La Escombrera significa una esperanza. Las víctimas siempre debieron estar en el centro y es una deuda histórica que tienen con las víctimas de desaparición forzada y con las del conflicto armado. Pero, sobre todo, con las víctimas de la comuna 13 que hace 20 años se dieron en las operaciones militares. Para nosotros estar en el centro es lo más importante, la memoria siempre ha sido lo más importante”, agregó Alejandra Balvin, víctima del conflicto armado, habitante de la comuna 13.

Según los testimonios recogidos por el Tribunal Superior del Distrito, Sala de Justicia y Paz, en La Arenera y La Escombrera reposan los cuerpos de unos 300 desaparecidos.

– Las víctimas han recibido acompañamiento y preparación psicosocial por parte de la alcaldía para afrontar este proceso.

– El Distrito ha cumplido con la protección del polígono en el que se realizará la búsqueda.

– En la etapa inicial, la Alcaldía de Medellín garantizará los aspectos logísticos necesarios para llevar a cabo las intervenciones antropológicas y prospecciones ordenadas por la JEP.





Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*